^
Techo Verde "Natureline" - con elementos de materias primas renovables
Construcción del sistema de techo verde "natureline" - con elementos de materias primas renovables

ZinCo siempre ha sido sinónimo de innovación y sostenibilidad. Una prueba más es la creación del nuevo y único sistema “Naturline” para cubiertas verdes, fabricado a partir de recursos renovables. El uso de recursos renovables (plantas anuales o bianuales, como cereales, maíz, caña de azúcar, plantas oleoginosas, madera y algas) para la producción de los denominados bioplásticos preserva los recursos fósiles, reduce el efecto invernadero, y así protege el clima.

Por ejemplo cuando se comparan los bioplásticos con los plásticos fósiles (en aplicaciones similares) la reducción de las emisiones de CO2 es, en términos generales, del 20 % al 80 % inferior. Los bioplásticos suponen un enorme potencial de cara al futuro y encuentran su camino al mercado de las cubiertas verdes gracias a ZinCo.

ZinCo desarrolla los componentes del sistema ”Natureline” cuya materia prima es orgánica, junto con la empresa Tecnaro GmbH, pionera en el campo de los materiales de base biológica desde 1998.

El elemento de drenaje en el sistema ”Natureline” se desarrolla principalmente a partir de la caña de azúcar, la planta azucarera más eficiente y productiva del mundo. La energía necesaria para llevar a cabo el proceso de conversión de azúcar en plástico también se obtiene por biomasa. El cultivo de la caña de azúcar se realiza bajo estrictos requisitos legales que tienen en cuenta tanto las normas sociales y ambientales como la protección de la naturaleza (aprobado por el Reglamento de biocombustibles de la UE).

El material utilizado fue desarrollado específicamente para el uso de aplicaciones termoformadas, tales como los elementos de drenaje y tiene propiedades que son comparables a las del polietileno convencional. La manta protectora y el filtro del sistema ”Natureline” se fabrican a partir de ácido poliláctico (PLA). Este bioplástico deriva de la polimerización de ácido láctico, que a su vez es producto de la fermentación de almidón de maíz por las bacterias del ácido láctico. Una ventaja importante de PLA es que esta variedad de bioplástico, se puede adaptar rápidamente de biodegradable a permanentemente. Otras ventajas incluyen alta resistencia, plasticidad térmica y fácil proceso productivo en la maquinaria ya existente en la industria de transformación de plásticos. Todos los bioplásticos utilizados cumplen con los estándares de calidad que exige su uso como un sistema de cubierta verde, sin pérdida alguna.

No hace falta decir que se cumplen todos los parámetros necesarios para la aplicación de un producto específico, lo que garantiza la fiabilidad permanente de la construcción del sistema.

 

ZinCo Cubiertes Ecológicas S.L.

Construcción del sistema

Agricultura Urbana en Azoteas
Febrero 2021
Karl Heinz Braun nuevo Consultor Comercial y Técnico Grandes Proyectos
Enero 2021
Techo Verde "Natureline" - con elementos de materias primas renovables
Enero 2021
ECOSISTEMA